La Paz y la Felicidad

by Eduardo Martí


Lo que comparto a continuación es otro escrito del joven Enrique Hernández, de México, el mismo que buscó esa analogía entre Dudamel y Eduardo Martí.

Pues resulta que él necesitaba pasar unas horas en un hotel antes de volar de nuevo a México y para apoyarlo, le invito a compartir mi habitación de hotel. Sin pensarlo tomó su equipaje y se montó en el vehículo. Fue inevitable que pasáramos varias horas conversando. Él se atrevió a escribir sobre ese rato y su contenido. Lo publico para honrar su dedicación y porque puede serte de utilidad dadas las fechas de navidad que se aproximan. Este escrito tiene que ver contigo:

Aprendí una visión diferente sobre la Paz y la Felicidad

Después de finalizar el Programa Internacional de Liderazgo Gerencial No. XIX, Eduardo Martí me invitó a compartir unas horas en su habitación, mientras llegaba la hora para abordar el avión que me llevaría de regreso a México.

Realmente me sentía privilegiado: A quién meses atrás sólo conocía por internet, una de las celebridades en su profesión, ahora estaba compartiendo su habitación. Era la oportunidad para conocer más de él y de su filosofía de vida.

Después de una plática trivial, la conversación se fue dirigiendo a dos temas de gran trascendencia en el ser humano. Me atrevo a afirmar que todos aspiramos a encontrarlos, y si no todos, sí la gran mayoría. Me refiero a la tan anhelada Paz y la Felicidad.

Eduardo comentaba que en una de esas ocasiones en que asistía a su iglesia, hay un momento del culto en que se dan la mano los participantes, y se declaran ambos, “ Que la paz esté contigo”, ese deseo había venido inquietando a Eduardo desde hace algún tiempo, y un día decide hacerle una pregunta de “gran calibre” a la persona que le deseaba la Paz: ¿Qué me quiere decir usted cuando me dice que la paz esté conmigo?. De manera titubeante y confundida la persona respondió: pues que esté en Paz, que no tenga problemas.

Fueron repetidas veces que recibió las mismas respuestas. Al parecer, la gente no está clara de qué significa desear la Paz.

Me cuenta Eduardo, que empezó a dialogar un poco más con algunas de esas personas y les decía: “Si lo que usted me está deseando es que no tenga problemas, lo que en realidad me está deseando es la muerte, pues sólo en los panteones y cementerios están quienes no tiene problemas”.

Obviamente la gente no deseaba eso pero pocos tenían argumentos sólidos para mantener el dialogo.

Mi cara era de sorpresa porque también estaba sin argumentos, yo no sabía qué decirle. Allí comenzó el gran intercambio con Eduardo Martí. Él dijo algo así como: “que la Paz no tiene nada que ver con no tener problemas ya que éstos son parte de la vida y necesarios para poder encontrar la Paz.”

Imagínate si todo fuera “ausencia de problemas” en la vida, no tendríamos la necesidad de movernos hacia la Paz. No nos daríamos cuenta de lo que somos capaces de lograr con nuestro poder de decidir y accionar. Justamente lo que se requiere para manejar los momentos de turbulencia es la Paz. La Paz es esa sensación de estar en tu centro de vida desde la que te puedes mover en medio de las dificultades.

Eduardo me relato una fábula de un Rey ambicioso de conocer lo que en realidad era la paz. Convocó al palacio a los tres pintores más famosos del reino para que le pintaran la paz. Con el paso del tiempo, los pintores le trajeron sus creaciones. Una de ellas capturó su atención, era la imagen de una pequeña planta, muy verde, en medio de un ambiente de vientos huracanados, tormenta, cielo gris, y ahí, efectivamente estaba reflejada la tan anhelada Paz que tanto buscamos los seres humanos.

Entendí con Eduardo que, efectivamente la paz podemos concebirla como la habilidad personal para manejarte cómodamente en medio de los problemas o circunstancias difíciles de nuestra vida. Se trata de adaptarnos en ambientes caóticos, algo tremendamente desafiante, en un mundo donde la gran mayoría desea vivir sin problemas, y no se dan cuenta que en medio del problema, hay una opción de mejora oculta.

Algo muy similar me sucedió con el tema de felicidad. Eduardo relató cuando en una reunión de fin de año en la que participaba, cada persona recibía el deseo cliché: “Que tengas un feliz año”.

Nuevamente inquietado por la desafiante curiosidad, se atreve a preguntar, ¿Qué me quieres decir cuándo me deseas que tenga un feliz año?. Y las respuestas comunes siguen apareciendo: “pues que vivas feliz, que tengas paz, etc., etc.” De nuevo Eduardo me deja sin palabras. Cuántas veces yo he estado deseándole a la gente que sea feliz y no sé bien qué es lo que he estado deseando.

Todas mis neuronas se activan cuando Eduardo empieza a hablar sobre la felicidad. Dice que para muchos es la suma de los momentos de alegría. Si estoy alegre, estoy feliz. Si estoy triste o con rabia, no soy feliz. Esa es una visión pobre de la felicidad. Eduardo continúa diciendo que su búsqueda personal de la felicidad lo ha llevado a reflexionar que es la “sensación de orgullo y satisfacción de llevar la vida que está llevando” y que, el trabajar y accionar por construir esa sensación de orgullo, ya lo hace orgulloso y por lo tanto, feliz.

La felicidad es la aproximación sucesiva a nuestros más ambiciosos objetivos, algo muy lejos de las utopías que creemos con respecto a la felicidad; realmente a mi me tenía atónito con su conversación, reflexivo, y haciéndome preguntas, ¿Cómo es que andamos en la vida buscando algo que ni siquiera hemos definido correctamente?, ¿Cuánto tiempo de nuestra vida hemos pasado buscando de una manera equivocada?, ¿Será acaso que por eso no encontramos estas habilidades tan poderosas?, ¿Hasta cuándo vamos a seguir buscando de la misma manera?.

La Paz y la Felicidad sí están a nuestro alcance, sólo que si no sabemos lo que realmente buscamos, no nos vamos a dar cuenta del momento en que las encontremos. Es posible que desde esta posición muchos, y yo me cuento también, ya hemos conocido, vivido y disfrutado la tan anhelada Paz y Felicidad.

Pero, si no sabes lo que quieres, estás descalificado para encontrarlo.

La invitación es: cuestiona tus supuestos y tu sentido común. Ten la claridad en estas distinciones, así nos posibilitará actuar con mayor eficacia para ver en nuestra vida la tan anhelada paz y felicidad.

Sin percatarnos del tiempo, ya había transcurrido un par de horas, era necesario descansar, pues ambos estábamos agotados y muy satisfechos por la plática y por haber culminado el Programa de Liderazgo Internacional. Y aunque también hablamos de la integridad, y me hizo ver cosas que no había pensado, lo comentaré luego pues eso es digno de otro artículo y para otra ocasión.

QUE LA PAZ Y LA FELICIDAD ESTEN CONTIGO.

Enrique Hernández

Interesante, ¿no crees? ¿Qué piensas al respecto? Cuéntame tu opinión dejando tu comentario aquí abajo, sabes que los contesto todos.

{ 81 comments… read them below or add one }

Cleo Gonzalez Enero 5, 2017 a las 10:50 am

Que interesante!. Me has hecho recordar que en una ocasion, estando con los nilos de segundo grado, trabajamos Cultura de Paz. Las charlas estaban incluidas dentro de un programa de RS de una empresa constructora. A la pregunta ¿como sabemos cuando estamos en paz? , los niños se pusieron en psicion de descanso o simplemente cerraron los ojos. Sorprendida, indague porque hacian eso y me respondieron: mi mama dice que yo solo estoy tranquilo (asi interpretaron el estado de paz) cuando duermo. Nos reimos mucho entonces y pasamos a una breve conversacion sobre lo que significaba. Tres puntos a sintetizar de la experiencia y en relacion al post: no esta incluido en los programas educativos, lo que le queda al niño de lo que dicen los padres, la paz puede ser estar en calma. Gracias.
CG

Responder

Eduardo Martí Enero 6, 2017 a las 2:23 pm

Si Cleo… tienes razón en cuanto a lo educativo y al concepto de PAZ en los niños.
El “estar en calma” calza bien, pero est;a mas asociado a “serenidad”
Un gran abrazo y gracias por escribir

Responder

ZORAIMIS ESTRADA Julio 21, 2014 a las 2:25 pm

Hola Eduardo, gracias por tener un crear artículos tan interesantes y acertados, no te imaginas lo bien que hace leerlo y comprender desde otro punto de vista el significado que tienen muchas palabras, ahora siento que puedo decir realmente lo bello que es desear que la paz y felicidad te acompañen siempre.

Responder

Eduardo Martí Julio 28, 2014 a las 6:52 am

Gracias Zoraimis
aprecio mucho tus palabras.

Responder

luis Noviembre 27, 2012 a las 4:26 pm

hola eduardo, me he preguntado si tu sabrás el impacto que causas en las vidas? y quiero relatártelo porque para eso naciste, para ser lider y ayudar por medio de tu reflexiones que indudablemente te vienen de dios, estoy pasando por una situación difícil para mi de muchas deudas y de muchos compromisos económicos que en otras fechas seria muy fáciles pero en mi realidad actual se tornan aparentemente insalvables y pues obviamente los pensamientos se me atrofian y la realidad se me distorsiona al grado de echarle la culpa a los demás y las depresiones y los desvelos a al orden del día, leí tu reflexión de la felicidad y pues obviamente despertó en mi la esperanza y las ideas para salir adelante de mi problema económico, que en términos generales ha sido creado por descuido mio y ha habido situaciones totalmente ajenas a mi y que no dependen de mi lo que también ha originado gasto necesarios pero que no debieron ser y así se ha ido cavando el hoyo mas y mas profundo, lo que quiero decirte es que tus palabras llegaron en el momento preciso para mi y si me abrieron los ojos a que existe esperana y futuro para mi y para las personas que dependen de mis iniciativas, eres un ser maravilloso, gracias por existir.

Responder

Eduardo Martí Diciembre 3, 2012 a las 9:11 pm

Con lo que relatas me has alegrado el día. Me has hecho un gran regalo. Estaré cada vez mas consciente de lo que escribo teniéndote en cuenta. Un abrazo Luis

Responder

Rodolfo Septiembre 22, 2012 a las 5:09 pm

Eduardo, por error el mensaje no fue terminado, digo, sería injusto ya que al leerlos y escuchar sus videos edifican mi vida y me permite tener más herramientas para mis charlas en mi trabajo y la Iglesia a que asisto. Eduardo, que Dios le Bendiga y siga utilizando para ayudar a tanta gente.

Responder

Eduardo Martí Septiembre 22, 2012 a las 6:33 pm

Que bueno que te haces justicia 🙂 gracias por tomarte el tiempo para animarme. Saludos Rodolfo

Responder

Jannet Julio 11, 2012 a las 11:16 am

Una vez mas gracias por aclarar temas q quiza ya conocemos pero lo sentimos ajenos a nosotros por diferentes motivos, creemos q no lo necesitamos… estoy bien y en paz … o tenemos tantos problemas q nos parece tan lejano a nosotros q creemos no merecerlo, pero realmente creo q se debe mirar atras y recordar tus experiencias vividas, seguramente encontraremos q lo hicimos muy bien, fue en su momento propicio y tambien veremos q cometimos errores fatales en algunos casos q hoy estan repercutiendo en nuestras vidas, pero lo importante es el resultado de esas vivencias, hoy, como me siento hoy y q quiero para el futuro. Despues de todo al final lo q realmente importa es el presente por que es lo unico q tenemos verdaderamente. Gracias por compartir todos estos temas con su comunidad.

Responder

Eduardo Martí Julio 24, 2012 a las 8:52 am

Si escribir estas lineas sirvieron para que tu reflexionaras, entonces se cumplió el propósito. Saludos Jannet

Responder

Carmen de Patiño Junio 2, 2012 a las 12:12 pm

Hasta que te haces consciente y conoces el verdadesro significado de paz y felicidad podrás saber si la experimentas o no, por lo general andamos por la vida sin darle importancia a estos dos aspectos tan importantes y quiza no procuramos acercarnos con intención a vivirlas realmente.
Cuando puedes evaluar los resultados obtenidos en las diferentes areas de la existencia y puedes inventariar tus logros y sientes una satisfacción genuina por los resultados que hoy dia tienes y al colocar la balanza percibes que ha valido la pena lo que has vivido hasta ahora y que tienes el suficiente entusiasmo para continuar con tranquilidad, seguridad y alegría con los retos y proyectos que tienes por delante, considero que debes estar expermentando paz y felicidad, ya que cuando alejas en lo posible la frustración, el stress, la preocupación, la angustia y todas esas emociones que para nada ayudan, hay mayor probabilidad de darle paso a estos dos estados.
Hoy puedo decir que si tienes una visión clara, si te has planteado retos interesantes, si todas tus areas estan mas o menos contraladas (emocional, familiar, finaciera, espiritual) puedes concluir que tu vida tiene sentido que tienes verdadesra prosperidad y debe estar matizada con fracuencia de pinceladas de paz y felicidad, las dificultades siempre llegan, los problemas a la orden del dia, pero con una actitud positiva y dispuesta a lidiar con todo lo que aparezca, sin quejas, sin reclamos, pero si con entusiasmo, reflexivos y sobre todo conscientes de la realidad……es mas sencilla y facil la vida!!!!
Saludos
Carmen, desde Caracas Venezuela

Responder

Eduardo Martí Junio 5, 2012 a las 2:22 pm

wuaooooo Carmen, te tomaste en serio la reflexión. Lo aprecio mucho. Me encanta lo que escribes y provocas en mi. Cariños

Responder

MARCIAL AUGUSTO Abril 25, 2012 a las 1:42 am

Buenas noches , etoy aún dspierto las reflexxiones de tu block relmente nos nutren, no s inspiran , con la simpleza que explicas nos ayudas a ser mejores cada día, partiendo del ponerse en el zapato ageno, como es que las pequeñez hacen grandes cuando se sabe dar con el corazón en el momento preciso y con la debida intensidad, descubriendo al hermano que en ese instante lo necesita.-

Mgracias Eduardo, nacistes para servir, mi sincero reconocimeinto.

MG.

Responder

Eduardo Martí Abril 25, 2012 a las 2:08 pm

Aprecio Marcial tu comentario y apertura. Espero que nos mantengamos en contacto por esta vía.

Responder

Jorge Marzo 10, 2012 a las 10:43 pm

La felicidad esta en uno mismo pero las circunstancias lo hacen a uno tomar diferentes, caminos todo esta en que se lo proponga uno yo tengo la felicidad con mi familia porque estamos juntos y aunque tenemos problemas siempre vamos a salir adelante esta es una verdad indiscutible ya que somos unas personas reales que vivimos en el mundo real lleno de cosas malas y buenas.

Responder

Jorge Febrero 25, 2012 a las 3:13 pm

La Paz es el estado emocional en el que debemos estar todos todo el tiempo ya que a partir de ella podemos encontrar las soluciones más ad-hoc a los probelemas que se nos presentan. La Paz no quiere decir que “ausencia de problemas” quiere decir tranquilidad y aplomo para tomar decisiones. Las más de las veces nos cuesta mucho aquietar la mente pero es asertivo hacer el esfuerzo y de esta forma no inquietarnos.

La felicidad debe ser el estado natural del ser humano, no te preocupes, no pasa nada, hay que ser felices todo el tiempo, agradecidos por lo que tuvimos, tenemos y tendremos, no hay que supeditar nuestra felicidad a cosas, personas o circunstancias hay que ejercerla siempre y demostrarala en todo momento, es cuestión de actitud.

Responder

Eduardo Martí Febrero 26, 2012 a las 8:47 am

Que bueno que tienes tu claridad y deseo que guíe tus días. conozco gente que no tiene ninguna idea al respecto. Saludos Jorge

Responder

Rosa Febrero 22, 2012 a las 3:42 pm

Eduardo, estas líneas sobre la paz y la felicidad me han generado un bombardeo de reflexiones, pues sorprendentemente pocas veces me he tomado el tiempo para pensar en ellas, aún cuando con frecuencia las cacareo o las escucho. Dos simples palabras que cuando de detienes a pensar en ellas, transforman tu existencia y tu entorno porque son estados emocionales poderosísimos. Mil gracias Eduardo, por compartir tan profundo mensaje. TQM

Responder

Eduardo Martí Febrero 26, 2012 a las 8:29 am

Me contenta provocar esas reflexiones. Esa es mi intención. Que bueno que estas tu allí.

Responder

Norah Enero 20, 2012 a las 8:40 pm

uuffss que bueno estos articulos todos ..me han hecho reflexionar como 100 años .. pero ya me puse al día gracias a Dios y a ustedes…que bueno haberlos leidos .. cada vez agradezco a Dios el haber llegado a esta pagina y suscribirme ..gracias Eduardo Martin que Dios te bendiga ..gotas de rocio para todos ustedes. y si la felicicdad y la paz es algo más complejo que un simple momento ..tiene que ver con la responsabilidad de cada uno de hacernos cargo verdaderamente de nuestro proceso de evolucion y crecimiento pero de manera consciente usando las herramientas adecuadas para logarlo desde el equilibrio emocional y disfrutarlo sintiendonos orgullosos de nosotros mismos … besos

Responder

Eduardo Martí Enero 21, 2012 a las 4:14 am

Excelente Nonah… has captado bien y expresado concretamente 100 años de reflexión 🙂 Gracias por tu aliento

Responder

Liliana Enero 17, 2012 a las 11:52 am

Gracias por este mensaje el cual me llena de motivacion para el 2012 !

Lo comparti con unos amigos, y reconfirmamos lo escrito!

En muchas ocasiones nos hemos estancado en un tiempo, lamentablemente perdido, el cual hubiese sido valioso para convivir en armonia con el entorno.

Para el 2012, este mensaje lo tendremos presente para lograr PAZ y FELICIDAD en nuestas vidas.

Responder

Eduardo Martí Enero 17, 2012 a las 3:40 pm

Espero que así sea Liliana. Saludos

Responder

Alfredo Marcano Enero 16, 2012 a las 4:30 pm

No dejo de sentirse maravillado cada vez que me acerco a tus comentarios tan asertivos Eduardo. Ya en un extraordinario curso en el Tempé en Valera, me habías permitido confrontarme con la visión que he mantenido no solo sobre la paz y la felicidad, sino sobre otros estados mentales que me afectan en el día a día.
En ese momento, luego de muchas reflexiones, discerní que los estados mentales que se aluden en este artículo y otros que no se tomaron en cuenta, se convierten en una lucha constante por la visión y el sentir que de ellos nos inculcan a lo largo de nuestras vidas. Muchas veces esta percepción nos hace divisarlos como objetos en un horizonte a una distancia imposible de recorrer.
Cuando analizo la PAZ, concluyo que es un Estado Mental que se alcanza cuando logramos el equilibrio entre las cosas que ocurren a nuestro alrededor y nuestras emociones; es la tranquilidad, serenidad o sosiego que sentimos cuando en vez de preocuparnos por las cosas que ocurren, nos ocupamos en resolverlas, sin flagelarnos con visiones, sensaciones o diálogos internos destructivos.
Así la FELICIDAD es otro Estado Mental, que se alcanza cuando existe equilibrio entre mis logros o las cosas que poseo y “el sentimiento de” donde quiero estar o aquello que anhelo, pero esto último no visto o sentido desde la frustración de lo que no he alcanzado, sino de lo que construyo en el presente para obtenerlo en el futuro.
Estas mismas reflexiones se logran equiparar con otros Estado Mentales “negativos” como la tristeza, el estrés entre otros. El secreto que Eduardo me hizo descubrir es que TODOS tenemos dentro los recursos para encontrar ese equilibrio interno.
Saludos Eduardo, un gran abrazo.

Responder

Eduardo Martí Enero 17, 2012 a las 3:45 pm

Wuaooooo excelente escrito Alfredo. Me contenta mucho que lo hicieras pero mas me contenta el proceso reflexivo que tuviste que hacer para escribirlo. Por eso insisto que escribir es bueno, no solo por el resultado sino por el proceso mental de llegar a él. Estoy seguro que nos veremos pronto. Un abrazo

Responder

jhonny Enero 11, 2012 a las 11:02 pm

interesante punto de vista sobre la paz y felicidad, ya que es cuestion de perspectiva; hay personas que no encuentran los terminos adecuados para expresarse, pero nosotros debemos fijarnos mas en el fondo que en la figura.

Responder

Eduardo Martí Enero 12, 2012 a las 1:04 pm

Muy bien Jhonny… lo importante es que tengas la tuya y la puedas nombrar para poder encontrarla. Un gran abrazo.

Responder

Victoria Enero 8, 2012 a las 5:44 pm

Cada mañana nos despertamos deseando tener el mejor de los días verdad?
Con el pasar de las horas vivimos cosas que funcionan de acuerdo a lo que creemos esta bien.Pero también se presentan otras que nos contrarían y hacen pasar malos ratos, nos sentimos infelices y nuestra paz se perturba.
Al llegar la noche, si dedicamos un rato a analizar nuestro día podremos darnos cuenta que la paz y la felicidad consisten justamente en los contrastes entre lo que nos hace sonreír y llorar ; lo que nos altera o nos da serenidad.

Responder

Eduardo Martí Enero 10, 2012 a las 8:17 am

Muy bueno Victoria que te detienes a pensar en eso. Cada vez mas me doy cuenta que todo aquello que nos sale en el camino para desviarnos son bendiciones que vienen a retarnos y formar el carácter. Vienen a formarnos y dejarnos en evidencia que no somos el resultado de las circunstancias sino de nuestras decisiones. Al final del día verás que tan clara estás contigo misma y que puedes ajustar. Un gran abrazo

Responder

carmen Enero 8, 2012 a las 4:16 pm

Muy linda reflexión Eduardo, pienso además que el sentido de la paz y la felicidad no es igual para todos y todas, sino que tiene que ver con nuestra propia identidad, es un estado muy personal, porque depende de nuestras propias realidades y metas personales.
Te deseo un muy Feliz Año 2012, deseando mucho que continúes siempre con esa gran inspiración de compartir tus reflexiones

Responder

Eduardo Martí Enero 10, 2012 a las 8:14 am

Gracias Ana… Igualmente, te deseo lo mejor y que tengas la fortaleza y decisión para salir a buscarlo. Cariños.

Responder

Idalia Diciembre 30, 2011 a las 7:57 pm

Paz: Estar consiente de lo que hiciste, haces o harás, por que de esto depende el cambio en tu vida y la seguridad con la que vives y continuaras viviendo.
Es actuar sin alterar el entorno donde vives; así la paz se encuentra tanto en ti como en las personas que te rodean.

Felicidad: Esta presente en todos los seres humanos, de nosotros depende si nos aferramos a ella o no, es nuestra decisión conservarla de todas las maneras posibles que tenemos, debemos actuar con inteligencia , con PAZ ,también planteando objetivos positivos y cumplirlos, siempre respetando a las personas próximas a nosotros 😀

Para mi es así..

Paz+Felicidad= Dormir tranquila

Responder

Eduardo Martí Diciembre 30, 2011 a las 10:27 pm

Muy bueno Idalia. Mas allá de si es así o no, lo importantísimo es que lo tengas claro y a ti te sirva de referencia. Que bueno. Cariños

Responder

MARTHA ISABEL Diciembre 28, 2011 a las 5:15 pm

Estoy completamente deacuerdo a estos conceptos por estar equivocados vivimos en desesperanzas y tristezas. QUIEN DIO LA VIDA POR MI “JEUS” ME DIO TODO, saber q El esta al control ME HACE FELIZ pues todo sobre la tierra tiene su TIEMPO.

Responder

Eduardo Martí Diciembre 30, 2011 a las 10:23 pm

Saludos Martha. Feliz Navidad y un gran año 2012

Responder

Mayliz Hernández Diciembre 20, 2011 a las 10:14 am

Que acertado su escrito como siempre!!.. (Bueno hoy el de Enrique =))
Es cierto muchas veces hacemos y decimos cosas que realmente no tenemos clara, por eso muchas veces estamos perdidos o dando vueltas en circulo porque no tenemos claro el horizonte; pero con que facilidad nos dejan ver que las PAZ no es mas que estar calmado en las situaciones difíciles para afrontarla o salir adelante de los obstáculos y/o problemas.. cuantas veces hemos estado en Paz sin saberlo???
y sobre la felicidad, en infinidades de ocasiones hemos escuchado que esta en nosotros y solo depende de nosotros, pero realmente no terminamos de internalizarlo.. Que bien es sentirnos día a día complacidos por estar en donde estamos, por ser tan saludable como somos, por tener un sueño que seguir que te sirva de motor de vida, por tener a nuestro lado a personas que amamos (familiares y amigos).. Por sentir orgullo y satisfacción solo por respirar y estar vivos, porque es un día mas que dios te regala para conquistar los sueños que aun no has podido saborear, pero que en su debido momento lo harás!!
Gracias a ambos (Eduardo y Enrique) por esta publicación.. por una vez mas trascender en cada uno de nosotros tus seguidores, tu misión en la vida la estas logrando efectivamente porque contribuyes con el crecimiento y BIENestar de todos los que estamos aquí al otro lado del computador..
Gracias, Gracias y Mil Gracias!!! =)
Feliz Navidad y Próspero Año Nuevo 2012 cargado de muchas bendiciones para ustedes y los suyos!!!…

Responder

Eduardo Martí Diciembre 21, 2011 a las 2:03 pm

Que buen escrito Mayliz. Me alegró leerlo. Son esas cosas que me pasan y que dicen que todo vale el esfuerzo y la dedicación. Tu escrito me anima. Gracias por estar allí. Feliz Navidad

Responder

Enrique Hernandez Diciembre 18, 2011 a las 8:59 pm

Escribir un artículo tiene sus complicaciones, pero comparado con llevarlo a la práctica, puede ser más fácil lo primero, personalmente les deseo que ante circunstancias difíciles por las que pudieran estar atravesando, precisamente, ahí está el terreno fértil para buscar la bendición oculta, paz y felicidad; a todos los lectores y a Eduardo les envió una buena dosis de fortaleza, ahora más que antes, siéntanse grandes, orgullosos, construyan su felicidad, y si ya lo sienten, siéntanse todavía mucho mas, el juego de la vida requiere de jugadores como nosotros, dispuestos a dar lo mejor en los momentos más difíciles, recuerda: después del día viene la noche, después de la primavera viene el verano, después de un martes sigue miércoles, y después de la tormenta viene la tan esperada calma donde seguramente vendrá a acompañada de grandes e importantes cambios, el reto saca tu mejor fortaleza en los momentos más duros de tu vida, cree y confía en ti, yo ya lo estoy haciendo y mi percepción de paz y felicidad está siendo más congruente, con lo mencionado en el artículo, y así cada vez más, me emociono por existir.
Saludos y un gran abrazo, para un gran maestro.
Enrique Hernández.

Responder

Eduardo Martí Diciembre 19, 2011 a las 11:54 am

Amigo mío. Creo que puedes estar saboreando todo lo que has provocado con tus escritos. No es solo lo que les ha pasado a ellos, es lo que te ha pasado a ti para que les pase a ellos. No te detengas !!! y llévame contigo. Junto a gente como tu yo quiero andar por la vida. Un gran abrazo y Feliz Navidad

Responder

Enrique Hernandez Diciembre 19, 2011 a las 4:14 pm

Gracias por todo gran amigo, también gracias a ti esto es posible, créeme que entre lo mejor de este año que se va, esta la decisión de haber ido a Venezuela y no solo una vez, a aprender de los mejores, me siento muy orgulloso de la vida que estoy llevando, y tú tienes mucho que ver en ello. Nuevamente gracias, y feliz navidad, feliz año. Un abrazo.

Responder

Jesus Diciembre 18, 2011 a las 8:02 am

Todas mis neuronas se activan cuando usted señor Eduardo empieza a hablar, porque tiene tanto para darnos que cada frase que dice nos hace razonar y saber el propósito de nuestra existencia, en este caso saber lo que estamos expresando a otros como un Feliz Año por ejemplo.
La Paz y la Felicidad sí están también a nuestro alcance, es cierto pero ahi viene el pero, si no sabes lo que quieres, estás descalificado para encontrarlo.
Gracias señor Marti por activar nuestras neuronas.
Jesus Calderón

Responder

Eduardo Martí Diciembre 18, 2011 a las 9:26 am

Que honor amigo Jesús. Tus palabras son vitaminas y también aire fresco. Seguiremos por estos lados activando neuronas. Un abrazo

Responder

Leopoldo Romero Diciembre 17, 2011 a las 5:07 am

Gracias Eduardo y a Enrique por entregarnos esos conceptos de paz y felicidad, que combo tan potenciador estaba escondido en ellos, cobra más vida ahora cuando le desee a alguien que tenga la serenidad y la confianza de reconocerse capaz para hacerle frente a los problemas (Paz) y que tenga la satisfacción por estar construyendo a la persona que la llena que la hace plena, que le haga decirse a sí mismo ¡Qué contento estoy de ser quien soy¡ (Felicidad).
Se me hacen más nítidos y me atraen con más fuerzas ambos objetivos. Desde allí les deseo a Enrique a Eduardo y a sus familias “Paz y Felicidad” para el 2012.
Un gran abrazo. Leopoldo

Responder

Eduardo Martí Diciembre 18, 2011 a las 9:32 am

Que bueno fue haberte visto hace poco Leopoldo. Aunque fugaz, gustó mucho. Buena síntesis haces del escrito y de estos dos poderosos temas. Un abrazote y Feliz Navidad.

Responder

Patty Diciembre 16, 2011 a las 9:03 pm

Eduardo:
hoy te escribo acerca de una gran experiencia que tuve hace varios años cuando mi niño inicio preescolar. Resulta que en la escuela no había conserge, se nombró un comite y me eligieron para que administrara el rol de los padres de familia para mantener limpios los salones de clase, cada mes ponía la lista de las personas que les tocaba hacer el aseo y cada día decía verbalmente a las 2 personas y me quedaba a verificar que realmente lo hicieran y por mientras una barría, otra trapiaba, yo siempre les ayudaba a limpiar los pupitres, resulta que había un niño demasiado desordenado y problematico pero creo que su mamá un poquito mas ya que el día que le toco hacer el aseo despues de que la otra señora abandonara el plantel aprovechó la ocasion para gritarme un monton de insultos que jamás yo hubiera esperado por ser una persona demasiado pacifica, me dañó tanto que pasaron varios días en los que no podía dormir apenas me iva quedando dormida cuando ya estaba escuchando su montón de majaderías llegó el domingo me fui a misa y le estube platicando al sacerdote lo que me estaba ocurriendo y su sabio consejo fue saludala sin importar si te contesta o no. Al día siguiente llevé temprano a mi niño a la escuela con la finalidad de encontrarla y saludarla así lo hice aunque mi saludo no fue respondido a pesar de que la miré a los ojos y mi normal sonrisa que acompaña mi saludo me di cuenta que aun me miraba con rabia, nunca supe los motivos de ese comportamiento hacia mi y tampoco me ocupé de averiguar si ese comportamiento tenía con las demás personas; pero la realidad es que despues de ese día ya no he vuelto a escuchar sus gritos cuando me dispongo a dormir…. Estemos en paz siempre con nosotros mismos y con con los demás, como si fuera nuestro último día de existencia. Aceptemos que no somos monedita de oro.

Muchas gracias Eduardo, por compartirnos tus reflexioenes.
Patty Phervert.

Responder

Eduardo Martí Diciembre 18, 2011 a las 9:41 am

Que buena historia Patty. Me haces recordar que cada persona es distinta y cada una se arma una imagen de nosotros distinta. Nosotros no somos nosotros sino lo que los demás creen que somos nosotros. Eso hace que sea un desperdicio tratar de gustarle a todo el mundo. Y la Paz la encuentras cuando mas tu eres tu.. y con gusto. Un abrazote

Responder

Antonella Diciembre 16, 2011 a las 3:15 pm

Hola Eduardo

Ciertamente unas de las cosas que he podido ver en muchas personas, es que cuando les hacen la gran pregunta de ¿Cuál es el propósito de su vida? (respuesta nada fácil) el denominador común de respuesta es “ser feliz y tener paz”, al final creo que todos queremos eso… pero entro en el punto que comentas en el artículo, ¿qué es eso? ¿Cómo se consigue? Y si crees haberla conseguido ¿dura para siempre, o es solo un estado momentáneo?

Creo que la vida esta llena de sube y bajas, de momentos de tensión, de momentos de alegría, de momentos de paz, de momentos de frustración, de rabia, de amor, de dolor… el punto está en que somos humanos, llenos de emociones, seres perfectamente diseñados para sentir, para pensar, para vivir, para aprender… creo que la paz está muy bien ejemplificada con la imagen de la planta muy verde en medio de un ambiente de caos, sin embargo, cuán difícil se nos vuelve ser como esa planta, pero no es imposible… yo particularmente la he sentido muchas veces, y es una sensación muy sabrosa…

En cuanto a la felicidad, para mí vivir siendo íntegros con lo que somos realmente, aceptándonos, amándonos, y retándonos cada día a ser la persona que queremos ser (y que en el fondo ya somos)… Creo que la felicidad si podría ser un estado más constante y duradero que la paz, porque la paz es adaptación al cambio… y el cambio es frecuente sobre todo en este siglo que vivimos… Me dejan (tú y Enrique) un gran reto que cumplir: Paz en la turbulencia y Orgullo de lo que soy… ¡Todo un reto!. Besos

PD: Lástima que no estuve en esa conversa =s

Responder

Eduardo Martí Diciembre 18, 2011 a las 9:54 am

Y mira que pudiste haber estado porque compartimos juntos esa semana. Esto sucedió la última noche.
Con respecto a tu comentario, solo quiero agregar algo íntimo y muy personal. En estos momentos estoy viviendo uno de los momentos mas duros de mi vida. No es exageración. Estoy lleno de dolor y tristeza. Sin embargo, estoy feliz aunque suene extraño. Y lo estoy porque todo lo que me pasa y duele tiene que ver con estarme haciendo cargo de asuntos de los que me siento orgulloso y elevan mi admiración a mi mismo. Todo va en el sentido correcto… aunque duela. Gracias a que tengo el concepto claro de Paz y Felicidad, puedo transitar por los caminos del dolor.
Un beso grande Antonella. Gracias por todo lo que haces y por la consecuente “lectora/comentarista” de este espacio.

Responder

Elsa Diciembre 15, 2011 a las 10:57 am

Hola Eduardo, son muy hermosas eses reflexiones que nos envias, yo pienso que la Paz y la Felicidad son los momentos que Dios nos permite vivir dia a dia , al respirar ver el sol cada mañana, disfrutar el canto de la naturaleza, etc. Cuando logramos aquello que nos proponemos sentimos felicidad y por ende paz, lo importante es estar claro en lo que queremos, ser coherente en todo el camino para lograrlo, he disfrutado mucho momentos hermosos en mi vida y tus reflexiones me ayudaran aun más. gracias

Responder

Eduardo Martí Diciembre 15, 2011 a las 7:20 pm

Que bueno que estás de ese lado de mis escritos para disfrutarlos. Eso me anima Elsa. Gracias

Responder

Felix Garcia Diciembre 15, 2011 a las 10:43 am

Saludos,Sr:Marti,muy buena reflexion del Sr:Enrique,sobre la Paz y la Felicidad;porque sin duda alguna el que no sabe adonde va no sabe que hacer con lo que encuentra y lamentablemente eso le sucede a la mayoria de las personas.Felix,W.P.B,Florida.

Responder

Eduardo Martí Diciembre 15, 2011 a las 7:23 pm

Creo que esa es una muy buena conclusión estimado Felix. Espero que tu tengas ya tu respuesta. Un abrazo

Responder

lidya Diciembre 14, 2011 a las 10:14 pm

Gracias Enrique y Eduardo

excelentes reflexiones, siempre es enriquecedor leer artículos que me ayudan a edificar mi vida…Gracias…
La Paz y la Felicidad vienen desde el interior ,es una sensacion de bienestar contigo mismo y con los demas,( aunque vivas en tu día a día con problemas y dificultades, tu sabes que tienes la capacidad de nadar y salir a flote) y proyectas tranquilidad…

Responder

Eduardo Martí Diciembre 15, 2011 a las 10:10 pm

La Paz y la Felicidad nada tienen que ver con las circunstancias… es un estado producto de una decisión. Eso es lo grandioso. Un abrazo Lidya

Responder

israel Diciembre 14, 2011 a las 12:29 pm

Muchas veces decimos: Despues de la tormenta viene la calma. Pero observandolo de otro angulo no nos fijamos que cometimos para que esa tormenta nos quite la tranquilidad “Paz”. Verderamente es algo que tu construyes a tu alrededor, donde la “Felicidad” es tu lado interno; donde aquello que una vez pensaste – lo lograste… Es por esto, que cuando estas centrado no hay necesidad de dudar/actuar solo tener claro como y cuando lo hago. Desde Trujillo Venezuela, deseando feliz navidad y vernos de nuevo el proximo año…. Un abrazo

Responder

Eduardo Martí Diciembre 15, 2011 a las 10:12 pm

Completamente de acuerdo Israel. Fabuloso resumen. Nos veremos sin falta en Trujillo.

Responder

Milagros Martinez Diciembre 14, 2011 a las 10:21 am

Estimado Eduardo, creo siempre en los buenos deseos, de paz y felicidad, nunca sobran y siempre faltan, aunque reconozco que las circunstancias de la vida no siempre son color de rosa, mas bien un abanico de colores que incluye a menudo el color de hormiga, jajaja. Agradezco a Dios que en muchas situaciones haya sido yo quien mantuvo la calma y apaciguo las aguas, esa paz interna, es la que muchas veces alguien me brindo, y estuvo dentro de mi para esos momentos precisos, cuando era mas necesaria. La felicidad para mi es como una colcha de retazos, cuando es capaz de ver la colcha completa, sabe que se ha sido inmensamente feliz, pues cada retazo (momento) de felicidad, puede sumar en nuestros corazones y restar de nuestras tristezas…
Gracias por aportarnos siempre interesantes lecturas que nos inducen a la reflexion, Que la Paz y la Felicidad continuen siempre contigo !!!

Saludos !!!

Milagros Martinez

Responder

Eduardo Martí Diciembre 15, 2011 a las 10:14 pm

Los momentos hormiga son una bendición porque nos permiten forjar el carácter y ponernos a prueba. Ellos nos fortalecen para continuar con mayor confort.
Que bueno que tenemos este espacio para intercambiar. Gracias por jugar Milagros.

Responder

Elsa Elisa Gonzalez Diciembre 13, 2011 a las 10:43 pm

Lo difícil es encontrar la paz en la tormenta sientes que todo se te viene encima, pero cuando entiendes que tu solo te provocas esa tormenta y que nada solucionaras y solo entonces sentirás la paz tan anhelada que interesante lo que pinto sobre la paz me impacto bastante gracias por esos temas que nos ayudan como lideres en nuestra institución.

Responder

Eduardo Martí Diciembre 14, 2011 a las 8:40 am

Creo Elsa, que tu estás en buena ruta cuando te detienes y lees para reflexionar. Además, escribes tu comentario. Eso me indica que no estás pasiva. Te estás moviendo. Excelente!!!

Responder

Gloria guzman Diciembre 13, 2011 a las 4:25 pm

Que gran verdad, todos tenemos un concepto muy elemental de paz y felicida y muchos ni siquiera sabemos como definirla, entonces como vamos a encontrarla? , nos podemos pasar anios de anios busca y busca y no lo vamos a encontra jamas, es que la mayoria de seres humanos somos muy supeficiales. Tenmos q cambiar eso, leyendo bilogs como estos, gracias por compartirnos tan importantes ensenanzas.

Responder

Eduardo Martí Diciembre 14, 2011 a las 8:38 am

Que buena iluminación has hecho Gloria. No es fácil encontrarlas. Ahora ya lo sabes, ya no tienes que invertir años!!! Éxitos

Responder

Ana María Romano Diciembre 13, 2011 a las 3:54 pm

Eduardo cada vez que leo uno de tus artículos se despiertan en mi inquietudes de consciencia y no puedo evitar cerrar los ojos y despertar a sentir ese mundo interno, ese que te mantiene en paz a pesar de las tormentas y que te hace feliz por decisión propia por sentir el orgullo de saber que es lo que quieres hacer y que hacia donde te encaminas es lo que te gusta… tener la consciencia de lo sencillo y obvio que pueden ser la paz y la felicidad a veces no resulta tan fácil ya que muchas veces nos empeñamos en buscarla afuera en cosas y personas… cuando son tan nuestras… por eso responder y describir su significado no es tan sencillo, es lo que un día podemos hacer cuando simplemente comprendemos que la vida hay que vivirla desde adentro.

Responder

Eduardo Martí Diciembre 14, 2011 a las 8:37 am

Perdona querida Ana María si proyecto o doy la impresión de haberlo alcanzado. Es mi esfuerzo diario. Solo lo tengo muy claro, como lo tienes tu en el comentario que escribes. Es muy sencillo verlo y explicarlo. Lo desafiante es vivirlo. Por otro lado, esa hermosa conversación que sostuvimos sentado en esa roca contemplando el paso de los cóndores me dice que tu estás muy clara también. Que tu propósito está definido y que lo que hay es trabajo pa´rato… eso es emocionante. No importa llegar, lo sabroso es el andar.
Un beso Ana María… nuestros caminos se seguirán juntando.

Responder

Sandra Diciembre 14, 2011 a las 1:21 pm

Hola Eduardo! este escrito me invitó a reflexionar y darme cuenta cuántas frases utilizamos como clichès! “la paz sea contigo”,”feliz año nuevo”, y tantas otras!y me permito observarte en tu frase “sólo lo tengo muy claro”..también me invita a la reflexión…es posible tenerlo todo claro o simplemente es una frase?. En mi aprendizaje el tenerlo todo claro me cierra la posibilidad de seguir explorando. FELICIDADES para compartir en este fin de año! saludos cordiales.

Responder

Eduardo Martí Diciembre 15, 2011 a las 10:11 pm

Son muchos los Clichés… es cierto. A veces ni sabemos que estamos diciendo. Espero que nos sigamos encontrando y aprendiendo. Saludos Sandra

Responder

Lisseth Diciembre 13, 2011 a las 1:41 pm

Hola tengo años buscando esa paz y esa felicidad pero me di cuenta que no la tengo definida quede reflexionando que es la paz para mi y que es la felicidad gracias por tan grande reflexiòn.

Responder

Eduardo Martí Diciembre 13, 2011 a las 3:23 pm

Que bueno lo que descubres Lisseth. Ahora toca ponerse en acción. Éxitos

Responder

MARGOT VISVAL Diciembre 13, 2011 a las 12:01 pm

Hola Martín! Feliz Navidad…solamente te comento que el solo hecho de desearte una “Feliz Navidad”, ya me hace Feliz y me produce mucha Paz… para mí, las cosas sencillas de la Vida son las que alimentan esos sentimientos tan puros… Por lo tanto, seamos felices porque realmente nos los merecemos! Un abrazo desde Caracas, Venezuela. Margot

Responder

Eduardo Martí Diciembre 13, 2011 a las 12:16 pm

Gracias Margot. Tui deseo de Paz y Felicidad tiene un sabor distinto jajaja.. Muchos cariños

Responder

Roberto Toral Lazo Diciembre 13, 2011 a las 11:48 am

Excelente ariculo!!!… me trajo a la mente el vérsiculo 2da. Corintios 6.10 “6:10 como entristecidos, mas siempre gozosos; como pobres, mas enriqueciendo a muchos; como no teniendo nada, mas poseyéndolo todo.” Sin importar las circunstancias externas buscar la paz es lo que nos da felicidad; y encontrar esa paz que Dios da, garantiza que nos convirtamos en esa pintura de la planta, que parece inalterable ante una un clima amenazante… Muy buen consejo que se puede aplicar a todo aspecto de la vida: “si no sabes lo que quieres, estás descalificado para encontrarlo”; yo le agregaría si no sabes el significado de lo que quieres… como escribió Enrique todo el mundo quiere paz, pero nadie le da un significado a esa paz para poder alcanzarla…

Dios los bendiga grandemente…

Responder

Eduardo Martí Diciembre 13, 2011 a las 11:59 am

Que bueno tu aporte Roberto. Si la gente no sabe lo que quiere, menos podrá encontrarlo, esta idea es muy poderosa. Como saber si encontramos la Paz si no sabemos definirla? Ese es el gran descubrimiento que tuvo Enrique en ese diálogo. Un abrazo

Responder

iris orejarena Diciembre 13, 2011 a las 11:43 am

La paz… La Felicidad… La Tranquilidad… La Alegria…. Nuestra Sonrisa… sincera de nuestro interior… sin ocultar… sin evadir… con ganas de sentir… escuchar cada latido de nuestro corazon… simple … estar… y saber que cada amanecer y atardecer en nuestras cortas vidas no se repite… es unico… y tal vez … lo recordaremos… tal vez…. por ahora .. solo escucha tu interior y sonrie… creo que ese instante es la felicidad… para todos.. sin olvidar el sonido de los pajaros cada dia… y el rugir de uno que otro tigre… y el zumbido de las culebras…. UN ABRAZOTE PARA TODOS…

Responder

Eduardo Martí Diciembre 13, 2011 a las 12:08 pm

Un abrazo para ti también Iris.

Responder

Rosa Maria Diciembre 13, 2011 a las 9:04 am

Como siempre,muy interesante.
Yo suelo decir que la felicidad es lo que vives mientras estas esperando ser feliz.
Esto hasta que despiertas y te percatas de ello y disfrutas con todo tu ser …
las puestas de sol, el sonido de la lluvia,la briza en tu cara,el contacto afectivo con otro ser humano,mozart,respirar,amar reir .llorar…en fin estar vivo .y vivir.
Gracias por tus aportes para hacer que pensemos en lo realmente importante.
Un abrazo,Rosa Maria.

Responder

Eduardo Martí Diciembre 13, 2011 a las 12:12 pm

Creo que la felicidad es mucho mas que estar rodeado de situaciones hermosas. Es mucho más que la actitud positiva u optimista. Todo eso ayuda pero saca la felicidad cuando eso no está presente. Por eso digo que es la decisión de estar claro de avanzar en construir la sensación de estar orgulloso de la vida que estamos llevando. Cariños Rosa María y muchas gracias por estar allí inspirándome.

Responder

Rosa Maria Diciembre 14, 2011 a las 8:55 am

Gracias de nuevo Eduardo,muy apropiada tu puntualizacion.
Es muy cierto,me encanta como lo dices “La decision de estar claro…
Sin compromiso no hay avance .
Te agradesco tu amistad,porque asi te siento,aunque no tengo el placer de conocerte personalmente.
Otro abrazo,Rosa Maria

Responder

gladys Diciembre 13, 2011 a las 8:52 am

Que interesante esta conversación ,cuanto me hizo pensar , comprendí muy bien que es la Paz y la Felicidadrealmente me quedo bien claro se que ahora depende de mi gracias señor Marti

Responder

Eduardo Martí Diciembre 13, 2011 a las 12:13 pm

Gracias a ti Gladys por usar mis escritos para tus reflexiones.

Responder

Mariana Diciembre 13, 2011 a las 8:45 am

Que bueno recibir estas reflexiones justo en esta etapa del año !!!
La Paz para mi tiene que ver con la coherencia entre lo que pienso-digo y hago . Cuando estos tres acciones están en sintonía , siento Paz, siento que estoy alineada , segura, serena y libre
.Que bueno tener la posibilidad de parar -pensar-cuestionarme – y co contruir con este articulo una visión más clara de lo que realmente deseo desear a las personas cuando les digo” Que tengas un feliz año, lleno de Paz “. Gracias por compartirlo, un amigable saludo desde Buenos Aires

Responder

Eduardo Martí Diciembre 13, 2011 a las 12:15 pm

Gracias por ese amigable saludo desde el hermoso Buenos Aires. Y, estoy de acuerdo que la congruencia es altísimamente generadora de Paz puesto que no estas fraccionado. Cariños Mariana

Responder

Leave a Comment

Follow Me

Previous post:

Next post: